domingo, 25 de julio de 2010

Interview with the Vampire (1994)

Antes de que ocurriera el desaforado éxito de la tetralogía de la saga Twilight, hacer una serie novelada de historias vampíricas ya había probado ser una gran idea de marketing, gracias a la incursión de Anne Rice y sus Vampire Chronicles en el mercado literario.

El abrumador éxito de la serie, que vendió ochenta millones de copias alrededor del mundo y que engendró legiones de fanáticos del vampiro Lestat, desembocó en un igualmente exagerado interés de la industria fílmica por llevar a cabo la adaptación de alguna de las novelas.

Finalmente, después de mucha especulación, llegó Interview with the Vampire, adaptación del primer libro de la serie, que bajo la dirección de Neil Jordan, cuyas habilidades se habían demostrado dos años atrás con The Crying Game, se convirtió en la cinta hollywoodense de vampiros más importante de la segunda mitad del siglo XX.

A pesar de ser una película que tiene la impronta de Hollywood en todas sus secuencias, Interview With the Vampire poseé una innegable calidad fílmica y un ágil nivel narrativo, características que la convierten en una película verdaderamente entretenida y dinámica.

El mayor acierto de este filme reside en la estupenda elección del elenco, utilizando al siempre demente Tom Cruise como mancuerna de un Brad Pitt en la cúspide de su carrera y una inocentemente diabólica Kirsten Dunst, acompañados del también gran reparto secundario que incluye a Antonio Banderas y al desaparecido Christian Slater.

Ignoro la fidelidad del filme respecto a la novela, sin embargo, el devenir de la historia que le cuenta el vampiro Louis al ingenuo reportero, en donde relata su origen y las cruentas penurias que tuvo que afrontar gracias a su terrible condición vampírica, se hila con gran coherencia de principio a fin.

En cuanto a la ambientación, la cinta es un verdadero logro, imprimiendo con los vestuarios, la banda sonora y los cuidados escenarios, la lúgubre atmósfera que todos esperamos y que rara vez vemos tan bien desarrollada en una película de este tipo.

En definitiva, con Interview with the Vampire, Hollywood alcanzó el que tal vez sea por algunos años más el cénit de su producción de cine de vampiros modernos.


No hay comentarios.: