lunes, 1 de noviembre de 2010

Catfish (2010)

Este es el año de Facebook en el cine. Después de ver el exitoso estreno de la nueva película de David Fincher sobre las mentes creadoras de este nuevo imperio social, ahora llega una pieza de cinéma vérité sobre los perturbadores peligros de un mundo virtual, en el que todos somos proyecciones de nuestros anhelos y nadie es quien dice ser.

Catfish es un documental concebido por Henry Joost y Ariel Schulman, mediante el que pretendían filmar el proceso de la relación de su amigo Yanev, un fotógrafo neoyorkino, con una bella chica a la que conoce de forma virtual a través de Facebook.

La película se estrenó en el festival de cine independiente de Sundance y la audiencia quedó maravillada con ese filme del que nadie estaba dispuesto a hablar, ya que la premisa del mismo es que el público debe verlo sabiendo lo menos posible de la historia.

Es evidente que los seres humanos nos sentimos inmediatamente atraídos por el misterio, y con el estreno del trailer oficial de la cinta, que se apoya completamente en la presunción de un misterio hitchcockiano, la popularidad del filme en foros y en el público en general terminó por dispararse.

No arruinaré la sorpresa de la cinta, pero puedo decirles que no me imagino viendo Catfish por segunda vez, ya que es precisamente la incertidumbre del misterio la que mantiene la tensión y la atención del espectador, e incluso una vez que se devela lo que hay detrás de la cortina, el filme inevitablemente pierde un poco de interés.

A pesar de todo, la forma mediante la que se construye la cinta es muy inteligente, casi tanto como el método por el que se ha publicitado toda la anécdota, dándole al público únicamente la información que generará el suficiente morbo para comprar un boleto y verla.

Es un poco frustrante no poderles contar el punto clave de la cinta, porque significa que tampoco puedo entrar en el debate filosófico que ésta abre. Sin embargo este documental es un trabajo que vale la pena ver y que da otro acercamiento al turbio, peligroso y muchas veces patético mundo de la mente humana.

4 comentarios:

cursedbravery dijo...

Que lata.. y aqui en Chile se me hizo imposible encontrar un próximo estreno.
A esperar el 2011 si tenemos suerte, se ve interesante. Se agradece la info!.

Fando dijo...

Si, apenas acaba de estrenarse en los Estados Unidos, por lo que me imagino que a Chile llegará en el 2011. A veces los caminos de la distribución de películas poco comerciales es una mierda. Yo sigo esperando Enter the Void que se estrenó en 2009 en Cannes.

cursedbravery dijo...

Enter the void es de Gaspar noe, no conozco mucho su obra pero mis viejos compraron Irreversible original en Argentina (por el hecho de Monica B), y se volvió una de mis peliculas favoritas. A ver con que sorprende ahora, me gustó mucho la utilización de la cámara.

Fando dijo...

Pues al parecer en Enter the Void es mil veces más radical el uso de la cámara y la historia tiene una pinta brutal. Por cierto, te recomiendo también de él Seul contre tous, buenísima.