lunes, 20 de agosto de 2012

ParaNorman (2012)

Después del éxito crítico y comercial que tuvo Coraline, primera incursión cinematográfica del estudio de animación Laika, que a pesar de su arriesgada narrativa y perturbadora historia consiguió colgarse de un mercado que buscaba algo más que recicladas historias infantiles para los más pequeños, el núcleo creativo detrás de la exitosa cinta se propuso revivir un arriesgado proyecto que, dada su temática y su planteamiento narrativo, había sido desechado por la facción más conservadora de la productora Disney en 1980.

Es mediante una reestructuración del guión ochentero original, que Chris Butler y Sam Fell asumen de manera conjunta la batuta de ParaNorman, un filme que relata las aventuras de Norman, adolescente atormentado, fanático del cine de terror, terriblemente impopular y socialmente torturado, quien puede comunicarse con los espíritus de aquellos muertos que aún tienen misiones pendientes en la tierra y que coexisten de forma anónima con los vivos.

La película, que inicialmente se apropia de los códigos de una típica cinta de zombis, desarrolla la anécdota de un chico que debe salvar a su pueblo de la maldición que una bruja le arrojó siglos atrás, utilizando para ello sus peculiares poderes de comunicación paranormal y descubriendo poco a poco la cruenta historia que se oculta detrás de la maldición.

Poco interesante, simplona y reciclada, pueden ser algunos de los adjetivos que se deriven de escuchar la premisa del filme, sin embargo, el acercamiento argumentalmente innovador mediante el que Butler y Fell narran una historia que a primera vista resulta trillada, deja en claro que el estudio de animación Laika es el único que, privilegiando el uso de la inteligencia sobre el gasto presupuestal excesivo, puede hacerle frente al Rey Midas de la animación moderna: Pixar.

Maravilloso resulta el diseño, tanto argumental como físico, de los personajes que habitan el pequeño pueblo de Blithe Hollow, el cual actúa como un microcosmos citadino del que Butler se vale para vilipendiar a la civilización occidental contemporánea, prejuiciosa, siempre presa de sus miedos y dispuesta a destruir, sin mayor averiguación, cualquier cosa que se aleje de los límites de su propia imaginación.

Para su aventura, el pequeño Norman se rodeará de su hermana de grandes caderas, del chico malo de la escuela y de un galán musculoso, quien junto con su simpático, obeso y socialmente rechazado hermano, constituyen uno de los principales pilares de humor de la cinta, que a pesar de que evita convertirse en una película de risotada fácil, tiene varios momentos verdaderamente hilarantes.

Además de la probada destreza que Laika exhibe en la realización de un impecable stop-motion, resulta impactante la calidad de la banda sonora que Jon Brion compone para dar vida a este cuento de terror, a veces no tan infantil como pudiéramos intuir en un principio, que consigue alcanzar un clímax visual, musical y dramático, absolutamente impactante, por el cual ya vale la pena comprar de nuevo el boleto para sumergirnos en esa perturbadora fantasía que, mediante ligeros cambios conceptuales, es capaz de abrirnos un mundo completamente nuevo.

Es la modernidad ideológica el principal atributo de ParaNorman, la cual se hace presente a través de detalles que incluso podrían pasar desapercibidos, pero que en su conjunto emiten un mensaje claro y contundente, que en resumidas cuentas se niega a discriminar intelectualmente a los infantes, asumiéndolos listos para superar tabús tan estúpidos y milenarios como la homosexualidad y generando incluso risillas nerviosas entre los padres asistentes a la proyección.

Lejos de ser una obra impecable, ParaNorman se yergue sin embargo como un fuerte candidato a mejor filme de animación del año y coloca a Laika como una de las productoras que más ruido van a generar en los próximos años, gracias a su apuesta por un cine temáticamente arriesgado, con propuesta intelectual, con gran imaginación, con un fuerte poderío visual, y con mucha, pero mucha alma.

4 comentarios:

Elisaul dijo...

Esta es otra recomendacion altamente positiva que recibo de este pelicula, creo que terminara premiada como una de las mejores peliculas animadas del año, como indicas. Una parte de mi, como fanatico de la animacion realmente quiere verla pero sabiendo que es de la misma gente que hizo "Coraline" (Que no me gusto) hace que me provoque cierto rechazo. La vere de todos modos.

Fando dijo...

A mí Coraline me gustó bastante, precisamente porque abordaba una temática tétrica y poco accesible en una película "para niños", y además lo hacía con bastante inteligencia.

La verdad es que siempre es difícil recomendar cine, pero si no te gustó Coraline no sé si te vaya a gustar ParaNorman, aunque sí es un poco más accesible.

Espero tu comentario cuando la veas. Saludos.

Elisaul dijo...

Ya la vi, aqui esta mi opinion:

http://pixelyceluloide.blogspot.com/2012/12/paranorman-manual-para-hacer-una.html

Fando dijo...

Completamente de acuerdo, qué bueno que la disfrutaste. Saludos.