lunes, 9 de diciembre de 2013

Les salauds (Bastards) (2013)

Cuatro años después del estreno de la magistral White Material, Claire Denis, tal vez la directora francesa más importante del panorama fílmico contemporáneo, regresa a la pantalla grande con Les salauds, una pieza de cine neo-noir que, lejos de apartarse de la terrible desolación plasmada en sus últimos filmes, la lleva un paso más allá en una historia que sorprende por su intrínseca belleza visual, pero que al mismo tiempo envuelve al espectador en un halo profundamente devastador.

Un marinero, interpretado por el ajado galán Vincent Lindon, regresa a tierra firme tras el misterioso suicidio de su cuñado, propietario de una gran cadena de zapatos que se aproxima a la quiebra y casado con la hermana del protagonista. La mujer, ahora completamente sola, deberá enfrentarse no sólo a la quiebra del otrora exitoso negocio, sino a la inexplicable enfermedad mental de su hija que, completamente impasible y sin motivación aparente, suele vagar desnuda por las calles de la ciudad.

La trama comienza a densificarse cuando el protagonista se muda, en un afán por desentrañar el enigma relacionado con el suicidio de su cuñado, al edificio donde vive el hombre que supuestamente fue el causante de su muerte, revelándose gradualmente que el drama con el que abre el filme no es mas que la punta del iceberg de una trama tan rebuscada como grotesca.

Claire Denis se rodea una vez más de esos personajes femeninos tan característicos en su filmografía, que incluso se le asemejan físicamente, los cuales soportan sobre sus cuerpos esbeltos pero pletóricos de energía vital el núcleo dramático de la cinta. No importa que Chiara Mastroianni, Lola Créton o Julie Bataille sean actrices secundarias en el filme, ya sus personajes exhiben una potencia emocional que jamás alcanza a vislumbrarse en la actuación de Vincent Lindon, el cual se limita a asumir su papel de guía en ese cuento de horror profundamente femenino elaborado por Denis.

A lo largo de todo el metraje, la directora francesa muestra de nuevo ese estilo tan característico que venía desarrollando desde Trouble Everyday, explotando esta vez al máximo la capacidad de síntesis narrativa ejercida a través del montaje, situación que demanda una máxima concentración por parte del espectador, ya que Denis se rehúsa a explicar la trama de forma explícita y simplemente sugiere, eso sí, con una maestría abrumadora, la hilación y las consecuencias de los acontecimientos que se presentan en pantalla.

Memorable resulta también la colaboración que nuevamente ejerce Denis con la banda británica Tindersticks, cuyos miembros en esta ocasión componen un soundtrack poco ávido de protagonismo pero maravillosamente atmosférico, que estalla por completo con la bellísima reinterpretación que la banda hace de Put Your Love in Me, la cual cierra el metraje en compañía de una de las secuencias más catárticas y hermosas de la carrera de Denis.

Filme incomprendido e injustamente vapuleado por algunos sectores de la crítica, Les salauds es una de las cintas más arriesgadas, valientes y perversas de Claire Denis, que en esta ocasión vuelve a mostrar la abrumadora fuerza sugestiva de sus guiones, así como su impecable calidad como directora, dando como resultado una obra fríamente calculada, que se estrella de lleno en la mente del espectador para dejarla gloriosa e irreparablemente dañada.

6 comentarios:

Daniel Lepe dijo...

¿Será que es incomprendida por visceral?
Staples y compañía crean la atmósfera indicada o por lo menos el goce se acompaña.

Lente dijo...

Genial texto y genial peli :)

Fando dijo...

Daniel, yo creo que más bien el estilo narrativo es un reto para el espectador y eso muchas veces molesta. Yo como podrás haber leído la disfruté mucho.

Saludos.

Fando dijo...

Lente, un abrazo y muchas gracias.

Oscar Mendoza Mora dijo...

¿Qué tanto hay de Faulkner en esta película?

Peli de la semana dijo...

Vaya pregunta, Oscar, así de botepronto no encuentro una conexión inmediata. Si encuentras algo dime, suena como algo bastante interesante para analizar.

Saludos.