lunes, 29 de septiembre de 2014

The Pervert's Guide to Ideology (2012)

A pesar de las fuertes críticas que ha recibido por parte del establishment de la filosofía internacional, debido a sus recurrentes apariciones mediáticas, a su decisiva participación en movimientos sociales como Occupy Wall Street, y a su evidente gusto por estar bajo los reflectores, no puede negarse que el filósofo esloveno Slavoj Žižek tiene un encanto muy particular, que ha conseguido, a diferencia de la gran mayoría de los respetados filósofos internacionales, conectar con las masas y el público en general.

The Pervert's Guide to Ideology es el segundo esfuerzo colectivo entre Žižek y la documentalista Sophie Fiennes, quien sorprendida por el recibimiento que tuvo la cinta The Pervert's Guide to Cinema, en donde el desaliñado, sudoroso y adorable filósofo de peculiar acento se sumergía en un entrañable análisis de sus películas favoritas, con el fin de extraer significados e interpretaciones adicionales a las manejadas por el canon clásico, decidió repetir el experimento y explotar la cada vez más reconocida imagen mediática del filósofo con un nuevo largometraje.

En The Pervert's Guide to Ideology, Fiennes retoma el exitoso formato de análisis fílmico de Žižek, con la diferencia de que en esta ocasión el hilo conductor de dicho estudio, además del mero goce asociado a recordar secuencias y tramas de filmes cruciales de la cinematografía mundial, es proporcionarle al espectador una idea general de los orígenes y mecanismos detrás del complejo fenómeno de la ideología social.

A lo largo de la cinta, ese cúmulo de creencias que modela nuestro comportamiento y nuestro sentido de identidad es diseccionado a través de una brillante selección de filmes que representan, ya sea por su tema central o por los subtextos que pueden percibirse de forma sutil en su trama principal, hitos ideológicos que bajo la interpretación de Žižek adquieren un carácter revolucionario e incluso incendiario.

Cintas como la legendaria They Live, de John Carpenter, que fungen como uno de los ejes centrales a los que Žižek vuelve una y otra vez dentro del filme, o la dupla Clockwork Orange/Full Metal Jacket, de Kubrick, son hábilmente contrastadas con películas como Triumph of the Will, The Sound of Music, e incluso Titanic, apilándose concepto tras concepto hasta analizar 25 obras, mediante las que se intentará desentrañar todo aquello que se oculta en el núcleo de las creencias del mundo occidental.

El peculiar sentido del humor de Žižek, siempre en la tonalidad de lo marginal, lo patético, lo involuntario y lo brillante, se potencia con la muchas veces hilarante interacción entre el filósofo y las reproducciones de los sets fundamentales de cada uno de los filmes analizados, situación que adereza la exposición filosófica y la aleja de esa aridez conceptual que bien podría alienar a una gran parte del público, pero que Sophie Fiennes consigue encausar con gran habilidad a pesar de las más de dos horas de metraje.

Prueba irrefutable de la habilidad de Žižek como demencial maestro de ceremonias, The Pervert's Guide to Ideology, a pesar de dejar incontables cabos sueltos en una discusión que en ocasiones se pierde en la vastedad de su tema de estudio, es un interesante compendio de conceptos y referencias que hará las delicias, no sólo de los cinéfilos más avezados, sino de cualquiera que esté dispuesto a caer en las adorables y mugrosas garras de Žižek.

No hay comentarios.: